4 mil activos públicos privatizó neoliberalismo en Latinoamérica

 

Caracas, 07 May. AVN.- La oleada neoliberal que asoló a América Latina en las últimas décadas, significó para los países que integran esta región la pérdida de más de 4 mil activos públicos (empresas) fagocitados por la "iniciativa privada", hecho que afectó seriamente la formación de ahorro interno y la capacidad de estas naciones para generar riqueza y crecimiento económico.

Estos activos públicos ( empresas), pertenecientes a las áreas de la banca, telecomunicaciones, transporte, petróleo, comercio y minería, fueron a parar, principalmente, a manos de corporaciones transnacionales estadounidenses, sostiene el economista cubano Osvaldo Martínez, en su trabajo: "ALCA: el convite de la Roma Americana", localizable en la Web.

El neoliberalismo, renovada propuesta sistémica capitalista que pugna por reducir el papel del Estado al mínimo ( organizar y mantener la defensa) y confiar al "mercado" la buena marcha del desarrollo y crecimiento económicos, no logró en esta región, resultados que superaran los alcanzados por otras políticas capitalistas que la antecedieron.

Sólo en la reducción de la inflación puede exhibir algún éxito, pero no así en el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB), ni en el PIB per cápita, tampoco en la generación de empleo ni en la formación de ahorro interno, y mucho menos en el arreglo para un plan conveniente de pagos de la deuda externa de nuestros países.

Pero es en los temas de la pobreza y la equidad donde el neoliberalismo, como sistema de ideas y formulaciones económicas exhibe su peor saldo.

La investigadora Yoandris Sierra Lara, en su monografía " Los impactos de la globalización neoliberal en América Latina" nos dice:

"Durante los setenta la pobreza en la región disminuyó a un 40% del total de población. La década del ochenta, la década perdida, trajo un aumento en esa proporción. En 1990 se calculaba que el 48,3% de la población vivía en condiciones de pobreza. Al finalizar el siglo XX, CEPAL reportó que en América Latina el 43,8% de las personas vivían en condiciones de pobreza, mientras el 18,5% lo hacía en la indigencia (CEPAL, 2001B).

Traducido a cifras absolutas, lo anterior significa que en 1999 más de 211 millones de latinoamericanos estaban sumidos en la pobreza y 89 millones en la indigencia. Entre 1990 y 1999 la pobreza aumentó en 11 millones de personas, lo significativo es que mientras entre 1990 y 1997, este aumento fue de cuatro millones, sólo entre 1997 y 1999 -según reportes de CEPAL- aumentó en 7,6 millones de personas".

07/05/2014 - 11:17 am